Te gusta conducir? … (BMW)

13/08

Desde la memoria del viaje/

La carretera es una línea que atraviesa el territorio y tu transitas esa línea montado sobre la mejor moto del mundo, posiblemente. (la mejor moto del mundo de verdad, es la que te lleva siempre a casa).

Conduces.
La posición de conducción es la que te pide el cuerpo, el asiento del conductor es el que te pide el culo. El ancho del manillar en línea con los hombros y la altura de sujeción por debajo, que es la mas cómoda. La espalda recta, el parabrisas eléctrico elevado a la altura justa, el protector ahumado del casco bajado… y unos buenos blues, la mejor música.

Velocidades.
La elección de la música ya es una elección de velocidad de crucero. El blues no es para adictos a la velocidad, el blues es para adictos al viaje.
Luego están las otras velocidades, la que percibes en relación a los puntos móviles de la carretera, o al punto fijo en el horizonte, o a los puntos fijos en el lateral. Pero la verdadera velocidad, es la que ves en el pavimento, justo alrededor y debajo de tu bota.

Bailas?
La moto se conduce de cintura. El manillar solo os acompaña. Eres tu quien se mueve y ella te sigue, bailas con ella. Los primeros kilómetros son para adaptarse, para enlazar, para acoplarse, ella y tu, luego empieza el viaje.

Eres paisaje.
Eres tu quien se sumerge en la línea de flotación del horizonte, quien escribe el paisaje, cambiante según tu inclinación, eres tu quien en esa curva cambia el ángulo de visión del bosque, de la montaña, quien le mira indiscreto los bajos a ese camión de mercancías. Eres tu y tu baile, quienes se visten del color del amanecer, quienes brillaran bajo un sol sin sombra, quienes se pintarán con las luces rojizas del atardecer.
Tus ojos ya han dejado de mirar de frente, ahora barren como un scanner el paisaje, leen los escollos, los obstáculos, y los salvan sin mirarlos.

Repostar.
El cuerpo y la máquina te avisan de sus necesidades. Ella quiere enfriar y repostar gasolina, tu quieres estirar las piernas, beber agua, mear y echarte unos humos. En el descanso, el paisaje se inmoviliza, se pinta, se imprime como una postal del verano.
En la pausa eres lo mas parecido a un buzo en tierra, te arrastras bajo el peso de tu equipo y las botas te clavan al mundo quieto.

Después de mojarte la cabeza en un grifo amigo, retomas el viaje con el agua chorreando debajo del casco.
El mundo y el sol bailan contigo, Eric Bibb os pone la música, entonces sabes que el placer de llegar es siempre menor que el placer de viajar.
Buena ruta y largos kilómetros, a todas y todos!

Un pensamiento en “Te gusta conducir? … (BMW)

  1. Lectora dice:

    Realmente un caso de amor! Motorista y moto! Muy sensual.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s